Blog Pyggpot


“App” chilena reúne miles de descuentos


Autor: Pedro Mendoza periodista de La Cuarta


A nadie le molesta utilizar un descuento al momento de realizar una compra, pero el tema es que, por lo general, la gente no tiene idea de todos los que tiene disponibles.

De esto se dieron cuenta los creadores de la aplicación Pyggpot. “Lo común es que las personas tengan alrededor de mil descuentos dentro de sus círculos, y lo ignoran”, explica Raúl Fernández, fundador y director de la “app”.

Según explica, la forma en que ellos funcionan es bastante simple. “Nosotros, y que quede claro, no nos metemos con los datos de nadie. Lo que hacemos básicamente es juntar todos los descuentos en un solo lugar y de forma gratuita para los usuarios”, cuenta Raúl.

La data que se recopila en la aplicación es conocida como “minería de datos”. “las empresas que se asocian con nosotros, nos entregan a sus clientes, y gracias a eso es que nosotros les podemos entregar descuentos personalizados”, dice Fernández.

¿Cual es la razón? El fundador apunta que esta es una gran herramienta para las compañías. “Es más fácil mantener a un cliente satisfecho, fidelizarlo, que captar a uno nuevo. Para las empresas es una forma de estar más cerca de las personas, y para ellas es algo beneficioso. ¿Para qué pagar 100, si puedo pagar 60?”, analiza.

En la actualidad, Pyggpot cuenta con cerca de 5 mil descuentos disponibles. “Las notificaciones que se envían dependen de la persona y sus gustos. En ninguno de los casos queremos incomodar a las personas o llenarlos de avisos, porque de esa forma lo único que se logra es que borren la aplicación o desactiven las notificaciones”, cuenta uno de los cerebros de la plataforma.

Otro de los puntos para mantener a su público es “no vender humo”. “Solemos tener un muy buen feedback con las personas, y si llegan a tener un problema con algún descuento, lo que hacemos nosotros -previo aviso de las personas-, es bajar el beneficio hasta tener una respuesta de la empresa en cuestión, porque no queremos vender algo falso”, aclara.

El gran salto

En la actualidad, y luego de 6 meses de funcionamiento, esta aplicación “made in Chile” está mirando nuevos horizontes. “De verdad que este tiempo ha sido meteórico, y nos ha ido bien. Es por lo mismo que ya estamos hablando con las cámaras de comercio de Argentina y Perú para poder llevar este modelo a esos países. Siempre supimos, y porque confiamos en lo que creamos, que Chile sería sólo la punta de lanza”, finaliza un Raúl lleno de sueños.


Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *


Comentarios